Ortoqueratología nocturna para la miopía: ¿Qué dice la evidencia?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Por Jennifer S. Harthan, OD, FAAO, FSLS

Profesor y Jefe, Centro de Córnea para la Excelencia Clínica

Facultad de Optometría de Illinois
¿Por qué tratar de controlar la progresión de la miopía?

La miopía se ha generalizado cada vez más. Como se describió anteriormente, la prevalencia de la miopía ha contribuido a que se convierta en un ‘problema de salud pública mundial’.1-6 Los informes han estimado que casi cinco mil millones de personas sufrirán de miopía para el año 2050.1,7 Debido a esta escalada desenfrenada, los médicos han visto una afluencia de preocupación con respecto al control de la miopía. Los fabricantes de lentes de contacto están mejorando los diseños y las tecnologías de los lentes y hay un número cada vez mayor de recursos educativos disponibles sobre los temas de control y manejo de la miopía.

La genética, así como los comportamientos visuales contribuyen a la progresión de la miopía.8 La cantidad de tiempo que los niños pasan al aire libre8,9-14 y el tiempo dedicado a actividades de cerca15 también pueden influir. La miopía está asociada con condiciones que amenazan la visión como cataratas, glaucoma primario de ángulo abierto, desprendimiento de retina, maculopatía miópica y membranas neovasculares coroideas.14,16-18 Cuanto mayor es el grado de miopía, mayor es el riesgo de estas condiciones. Por lo tanto, reducir la progresión de la miopía de un individuo también reduce el riesgo de estas condiciones que amenazan la visión.

¿Cuáles son los tratamientos actuales para controlar la miopía?

Hay dos tratamientos actualmente aceptados para el control de la miopía: reducir la tasa de progresión de la miopía o retrasar la aparición de la miopía.14 Varios estudios han establecido que los métodos previamente aceptados para la corrección de la miopía 14,19 y su control son los lentes de contacto monofocales gas permeables14,20 y anteojos bifocales,14,21 que ahora pueden considerarse ineficaces. El tiempo que los niños pasan al aire libre puede retrasar la aparición de la miopía, pero no reducir su tasa de progresión.11,12,14,22,23

Los tres enfoques de tratamiento más investigados que han validado una reducción en la progresión a largo plazo de la miopía son la ortoqueratología, los lentes de contacto bifocales blandos centrados a distancia14,24-26 y los agentes antimuscarínicos (atropina).14,27 

Se debe informar a los pacientes y a los padres que todos los tratamientos para el control de la miopía se consideran de ‘uso fuera de indicación’ como parte de su proceso de consentimiento informado, ya que actualmente no hay productos aprobados por la FDA disponibles con una indicación para el control de la miopía.

Si bien los tres tratamientos mencionados anteriormente son efectivos para controlar la progresión de la miopía, esta breve revisión se centrará solo en la ortoqueratología durante la noche.

¿Cómo trata la ortoqueratología la progresión de la miopía?

La ortoqueratología (orto-k) se refiere al uso de lentes de contacto gas permeables, que se utilizan mientras se duerme y se retiran al despertar. Crean un cambio temporal en la forma de la córnea para corregir cantidades bajas a moderadas de miopía y astigmatismo. Por lo tanto, no es necesario usar anteojos o lentes de contacto durante el día.1 Si bien cada diseño de lentes tiene sus propios parámetros exclusivos, las características comúnmente compartidas de los lentes orto-k disponibles en el mercado incluyen lo siguiente: un diámetro más grande, una zona de tratamiento pequeña (zona óptica) y una curva secundaria o inversa más pronunciada que la curva base.8 Orto-k induce un desenfoque miópico periférico a lo largo de los meridianos horizontal y vertical.1,28-31 Este desenfoque miópico aumentado junto con un desenfoque hipermétrope periférico reducido conduce a una disminución del estímulo para el crecimiento de los ojos, deteniendo así la progresión de la miopía.30

Figura 1: Mapa tangencial después del uso de lentes orto-K para el control de la miopía que demuestra el centrado y el tratamiento adecuado.

El lente Orto-k en el ojo debe proporcionar lo siguiente: centrado, movimiento adecuado y zonas de tratamiento, retorno y alineación bien formadas.

¿Qué dice la literatura actual?

Tanto los padres preocupados como los médicos a menudo tienen varias preguntas antes del tratamiento con orto-k. ¿Cuál es la edad más adecuada para iniciar la orto-k? ¿Cuándo se debe iniciar orto-k en función de la cantidad y la tasa de progresión de la miopía? Los estudios sugieren que un niño pequeño de entre 6 y 9 años, que experimente un aumento en la longitud axial de > 0,20 mm/7 meses y/o el equivalente esférico de la progresión de la miopía mayor o igual a una dioptría por año, es un candidato ideal para lentes orto-k.30,32

Se ha demostrado que Orto-k reduce la progresión de la miopía al ralentizar el alargamiento de la longitud axial en un poco menos del 50 %;14,33,34 oscilando entre el 41 y el 45 % en la mayoría de los metanálisis.1,35,36 Cuando se trata a pacientes para el control de la miopía con orto-k, las mediciones de longitud axial al inicio y durante todo el proceso de tratamiento son fundamentales. La mayoría de los estudios utilizan habitualmente el alargamiento de la longitud axial como una medida de la progresión de la miopía en lugar de cambios en el equivalente esférico.30 Se encontró que el alargamiento de la longitud axial era de 0,23 + 0,25 mm en usuarios de lentes orto-k en comparación con 0,48 + 0,26 mm en usuarios de anteojos monofocales. Un estudio piloto prospectivo de dos años en 35 niños (de 7 a 12 años).1,37 A lo largo de la duración de este estudio, los usuarios de lentes orto-k tuvieron una reducción del 50% en la progresión de la miopía.1,37 Además, un estudio de un año de niños anisometrópicos de 7 a 13 años encontró una diferencia estadísticamente significativa en el alargamiento de la longitud axial entre el ojo con orto-k (0,07 + 0,21 mm, p= 0,038) y el ojo contralateral sin corrección (0,36 + 0,23 mm, p< 0.001).30,38

En un estudio de cinco años de niños (de 8 a 12 años) adaptados con lentes orto-k, la progresión de la miopía se redujo casi a la mitad durante el primer año de tratamiento en comparación con los niños que usaban anteojos monofocales.1,33 Durante los últimos tres años del estudio, no hubo diferencias significativas en las tasas de progresión de la miopía entre los dos grupos. Esto posiblemente sugiere un efecto de disminución del control de la miopía por orto-k con períodos más largos de tratamiento.1,33

¿Futuro?

Con la incidencia cada vez mayor de la miopía, vemos avances en los diseños e instrumentos de lentes. Los fabricantes de diseños de lentes de ortoqueratología están ampliando los parámetros para corregir cantidades más altas de astigmatismo y miopía.1

Si bien la investigación sobre el tema del control de la miopía es amplia y ha respondido muchas preguntas, se necesita más investigación para comprender completamente esta importante epidemia. Ningún tratamiento es 100% efectivo para disminuir la tasa de progresión de la miopía. 

Una cosa es definitiva, es imperativo optimizar los planes de tratamiento para el paciente individual, que ahora pueden incluir terapias combinadas. El objetivo general es, en última instancia, prevenir las complicaciones que amenazan la visión en estos individuos miopes.

Jennifer S. Harthan OD, FAAO, FSLS, Profesora y Jefa, Centro de Córnea para la Excelencia Clínica, Facultad de Optometría de Illinois

Referencias

  1. Kang P. Optical and pharmacological strategies of myopia control. Clin Exp Optom 2018;101:321-32.
  2. Lin LL, Shih YF, Hsiao CK, Chen CJ. Prevalence of myopia in Taiwanese schoolchildren: 1983 to 2000. Ann Acad Med Singapore 2004;33:27-33.
  3. Vitale S, Sperduto RD, Ferris FL, 3rd. Increased prevalence of myopia in the United States between 1971-1972 and 1999-2004. Arch Ophthalmol 2009;127:1632-9.
  4. Williams KM, Bertelsen G, Cumberland P, et al. Increasing Prevalence of Myopia in Europe and the Impact of Education. Ophthalmology 2015;122:1489-97.
  5. Dolgin E. The myopia boom. Nature 2015;519:276-8.
  6. Koh V, Yang A, Saw SM, et al. Differences in prevalence of refractive errors in young Asian males in Singapore between 1996-1997 and 2009-2010. Ophthalmic Epidemiol 2014;21:247-55.
  7. Holden BA, Fricke TR, Wilson DA, et al. Global Prevalence of Myopia and High Myopia and Temporal Trends from 2000 through 2050. Ophthalmology 2016;123:1036-42.
  8. Tyler JO, Wagner, H. Myopia Treatments: How to Choose and When to Use? Review of Optometry 2019:46-50.
  9. Dirani M, Tong L, Gazzard G, et al. Outdoor activity and myopia in Singapore teenage children. Br J Ophthalmol 2009;93:997-1000.
  10. Guo Y, Liu LJ, Xu L, et al. Outdoor activity and myopia among primary students in rural and urban regions of Beijing. Ophthalmology 2013;120:277-83.
  11. Jones LA, Sinnott LT, Mutti DO, Mitchell GL, Moeschberger ML, Zadnik K. Parental history of myopia, sports and outdoor activities, and future myopia. Invest Ophthalmol Vis Sci 2007;48:3524-32.
  12. Lin Z, Vasudevan B, Jhanji V, et al. Near work, outdoor activity, and their association with refractive error. Optom Vis Sci 2014;91:376-82.
  13. Rose KA, Morgan IG, Ip J, et al. Outdoor activity reduces the prevalence of myopia in children. Ophthalmology 2008;115:1279-85.
  14. Walline JJ. Myopia Control: A Review. Eye Contact Lens 2016;42:3-8.
  15. Yeo AC, Atchison DA, Schmid KL. Children’s accommodation during reading of Chinese and English texts. Optom Vis Sci 2013;90:156-63.
  16. Casson RJ, Gupta A, Newland HS, et al. Risk factors for primary open-angle glaucoma in a Burmese population: the Meiktila Eye Study. Clin Exp Ophthalmol 2007;35:739-44.
  17. Saw SM, Gazzard G, Shih-Yen EC, Chua WH. Myopia and associated pathological complications. Ophthalmic Physiol Opt 2005;25:381-91.
  18. Pan CW, Cheng CY, Saw SM, Wang JJ, Wong TY. Myopia and age-related cataract: a systematic review and meta-analysis. Am J Ophthalmol 2013;156:1021-33 e1.
  19. Chung K, Mohidin N, O’Leary DJ. Undercorrection of myopia enhances rather than inhibits myopia progression. Vision Res 2002;42:2555-9.
  20. Walline JJ, Jones LA, Mutti DO, Zadnik K. A randomized trial of the effects of rigid contact lenses on myopia progression. Arch Ophthalmol 2004;122:1760-6.
  21. Cheng D, Woo GC, Drobe B, Schmid KL. Effect of bifocal and prismatic bifocal spectacles on myopia progression in children: three-year results of a randomized clinical trial. JAMA Ophthalmol 2014;132:258-64.
  22. Guggenheim JA, Northstone K, McMahon G, et al. Time outdoors and physical activity as predictors of incident myopia in childhood: a prospective cohort study. Invest Ophthalmol Vis Sci 2012;53:2856-65.
  23. Xiong S, Sankaridurg P, Naduvilath T, et al. Time spent in outdoor activities in relation to myopia prevention and control: a meta-analysis and systematic review. Acta Ophthalmol 2017;95:551-66.
  24. Walline JJ, Greiner KL, McVey ME, Jones-Jordan LA. Multifocal contact lens myopia control. Optom Vis Sci 2013;90:1207-14.
  25. Ticak A, Walline JJ. Peripheral optics with bifocal soft and corneal reshaping contact lenses. Optom Vis Sci 2013;90:3-8.
  26. Lam CS, Tang WC, Tse DY, Tang YY, To CH. Defocus Incorporated Soft Contact (DISC) lens slows myopia progression in Hong Kong Chinese schoolchildren: a 2-year randomised clinical trial. Br J Ophthalmol 2014;98:40-5.
  27. Chia A, Chua WH, Cheung YB, et al. Atropine for the treatment of childhood myopia: safety and efficacy of 0.5%, 0.1%, and 0.01% doses (Atropine for the Treatment of Myopia 2). Ophthalmology 2012;119:347-54.
  28. Kang P, Swarbrick H. New Perspective on Myopia Control with Orthokeratology. Optom Vis Sci 2016;93:497-503.
  29. Kang P, Swarbrick H. Peripheral refraction in myopic children wearing orthokeratology and gas-permeable lenses. Optom Vis Sci 2011;88:476-82.
  30. Weiss RS, Park S. Recent updates on myopia control: preventing progression 1 diopter at a time. Curr Opin Ophthalmol 2019.
  31. Lipson MJ, Brooks MM, Koffler BH. The Role of Orthokeratology in Myopia Control: A Review. Eye Contact Lens 2018;44:224-30.
  32. Cheung SW, Boost MV, Cho P. Pre-treatment observation of axial elongation for evidence-based selection of children in Hong Kong for myopia control. Cont Lens Anterior Eye 2018.
  33. Hiraoka T, Kakita T, Okamoto F, Takahashi H, Oshika T. Long-term effect of overnight orthokeratology on axial length elongation in childhood myopia: a 5-year follow-up study. Invest Ophthalmol Vis Sci 2012;53:3913-9.
  34. Swarbrick HA, Alharbi A, Watt K, Lum E, Kang P. Myopia control during orthokeratology lens wear in children using a novel study design. Ophthalmology 2015;122:620-30.
  35. Sun Y, Xu F, Zhang T, et al. Orthokeratology to control myopia progression: a meta-analysis. PLoS One 2015;10:e0124535.
  36. Si JK, Tang K, Bi HS, Guo DD, Guo JG, Wang XR. Orthokeratology for myopia control: a meta-analysis. Optom Vis Sci 2015;92:252-7.
  37. Cho P, Cheung SW, Edwards M. The longitudinal orthokeratology research in children (LORIC) in Hong Kong: a pilot study on refractive changes and myopic control. Curr Eye Res 2005;30:71-80.
  38. Na M, Yoo A. The effect of orthokeratology on axial length elongation in children with myopia: Contralateral comparison study. Jpn J Ophthalmol 2018;62:327-34.
  39.